Carolina Jiménez Conejero

«Increíble primavera»

300 palabras
2 minutos
48 lecturas
🎨 Describe una colorida escena primaveral en la que ocurre algo repentino y oscuro.

Tiene la falda cubierta de nieve, el encaje manchado de barro, y pequeñas gotas de escarcha dejan tras sus huellas aroma a hierba mojada.

Mira al cielo con unos enormes ojos verdes; entre los árboles aparece el Sol y trae con él esperanza.

Sonríe, extiende los brazos, sus manos se convierten en ramas de mimosa y flores de cerezo brotan de su cabello. Su falda se cubre de hojas y en su cintura se enrosca una buganvilia. Baila con los ojos cerrados mientras a su alrededor cantan los pájaros. Abejas y mariposas se afanan en su trabajo.

Y entonces, el suelo tiembla.

Se acerca despacio, grande y poderoso. Su cuerpo mecánico se compone de piezas horriblemente unidas; neumáticos, botellas, envoltorios… La mira con ojos maliciosos. En su cabeza humean tres chimeneas y de sus articulaciones gotea un espeso mejunje negro con olor a petróleo.

Primavera trata de alejarse, pero su falda pesa demasiado. La vida se aferra a ella: ardillas, conejos, zorros... Quiere protegerlos, pero apenas puede protegerse a sí misma.

Los arbustos se secan mientras el monstruo avanza. Los pájaros desaparecen, las mariposas caen a sus pies… Primavera se marchita demasiado pronto y oculta su rostro para no presenciar cómo termina todo.


De pronto, unos niños irrumpen, bulliciosos, en el claro. Quiere prevenirlos, pero ellos no la están mirando. Se detienen y recogen del suelo latas y botellas de plástico. Las meten en cubos y siguen adelante, felices mientras limpian el bosque.

Primavera alza la vista; el monstruo retrocede, mirándola con ojos sibilinos. Aunque deja un rastro de podredumbre y destrucción, los animales se tranquilizan y las mariposas levantan el vuelo. Ella llora al mirar a los niños que la han salvado. Y, con la esperanza de que llegue a muchos otros, susurra al viento:

—Todavía estamos a tiempo.

Carolina Jiménez Conejero
Soy estudiante. Siempre estudiante. Cuando termino de estudiar un curso, comienzo otro. Me gusta…
Miembro desde hace 1 año.
27 historias publicadas.

Para dejar un comentario, inicie sesión
Pablo Malagón
29 mar, 08:32 h
Qué bonito, Carolina. Aunque, tristemente, no sé si aún estamos a tiempo.
Carolina Jiménez Conejero
04 abr, 23:52 h
Muchísimas gracias. En unos meses de pandemia mejoró todo, a lo mejor aún se puede hacer algo 🤞🏻
Mayomoratallaruben
29 mar, 16:22 h
¡Precioso! :-)
Carolina Jiménez Conejero
04 abr, 23:52 h
Gracias 😊
Lucia F.S.
30 mar, 10:31 h
Es precioso el relato. Que alegría volver a leerte por aquí!
Carolina Jiménez Conejero
04 abr, 23:54 h
Muchas gracias, guapísima 😘
Jesús Francisco Marcos Martínez
31 mar, 09:29 h
Espero que no sea ya demasiado tarde. Gran historia, Carolina!!!
Carolina Jiménez Conejero
04 abr, 23:54 h
Gracias, Jesús 🥰
Soraya Martínez Carbonell
03 abr, 01:58 h
¡Increíble!
Carolina Jiménez Conejero
04 abr, 23:54 h
Muchas gracias, guapa 😘😘
Patricia Zamorano Granados
03 abr, 18:39 h
Qué bueno volver a leerte Carolina. El relato magnífico. Ojalá todos fuésemos esos niños y ese susurro fuera nuestra bandera.
Carolina Jiménez Conejero
04 abr, 23:55 h
Muchas gracias, Patricia.
Todos podemos ser esos niños 🥰
elinsurgentecalleja
03 abr, 22:08 h
Preciosa narración compañera, se echaban de menos tus relatos.
Desgraciadamente el cambio climático es inevitable, pero quien sabe, nunca es tarde para intentar arreglarlo.
Saludos Insurgentes
Carolina Jiménez Conejero
04 abr, 23:56 h
Tenemos que hacer lo que podamos por nuestro planeta.
Gracias 😉
Rebeca Martín Diosdado
04 abr, 09:33 h
Precioso relato Carol! Como siempre, todos tus escritos son inspiradores. Enhorabuena Compi!
Carolina Jiménez Conejero
04 abr, 23:57 h
¡Oh! Muchas gracias, Becca 🥰
Mikel M
04 abr, 14:00 h
¡Qué bien leerte de nuevo¡
Muy buen relato, Carolina. Muy visual y creativo 🙂
Carolina Jiménez Conejero
04 abr, 23:57 h
Muchas gracias, Mikel 🥰
Jose R.G.
04 abr, 16:52 h
Primero, gracias por volver a compartir tus escritos. Es una gozada, como demuestra tu propuesta de este reto. Bellamente escrito y con mucho "mejunje".
Carolina Jiménez Conejero
04 abr, 23:58 h
Muchísimas gracias por tu comentario, Jose 🥰

La mayoría de las veces escribo mal «mejunje».
No sé qué me pasa con esa palabra 🤪
Celia García Mendieta
05 abr, 16:10 h
Enhorabuena Carolina! Siempre dejas huella en tus textos🤗
Otras historias participantes en este reto
  • «Pétalos» , de Omicron Delta Series Leer »

  • «Soy La Primavera.» , de elinsurgentecalleja Leer »

  • «Origen» , de Mikel M Leer »

  • «Rojo» , de Pablo Malagón Leer »

  • «CUENTO DE PRIMAVERA» , de Jesús Francisco Marcos Martínez Leer »

  • «Dos estaciones» , de Jose R.G. Leer »

  • «Competencia temporal» , de Elvira.lopu Leer »

  • «Buscando.» , de Lucia F.S. Leer »

  • «Las cuatro patas de la mesa» , de Mayomoratallaruben Leer »

  • «EL FIN» , de Relatoteca Leer »

  • «El cortejo de las lagartijas» , de Pepi.hern Leer »

  • «Después del duro invierno...» , de Pepi.hern Leer »

  • «La hermana pequeña» , de Olalla Alonso Álvarez Leer »

  • «Romería accidentada» , de Víctor Lázaro Cebolla Leer »

  • «EL DESEO DE ISOLDA» , de Rebeca Martín Diosdado Leer »

  • «Los días de Invierno en Primavera» , de VladStrange Leer »

  • «Creo que era primavera cuando te conocí.» , de Alejandelc Leer »

  • «Perséfone» , de Esther Ahedo Lorenzo Leer »

  • «Un día más en la oficina» , de ursula.wolf Leer »

  • «Me ama, no me ama...» , de Esmeralda Fleitas Leer »

Recompensa
+ XP
Acumulas XP y estás en nivel
¡Gracias!