Francisco Anacoreta Laico

«Por la libertad»

299 palabras
2 minutos
27 lecturas
✊ Por fin has vencido a tu maltratador. ¿Qué ha ocurrido y qué haces con él? Empieza por el final.
Me agarró del pelo y con fuerza me arrastró hasta el balcón, no paraba de empujarme con la intención de arrojarme hacia abajo, me revolví como pude y con todas mis fuerzas lo empujé. Si no lo hubiera hecho; sería yo la que estaría ahora en su lugar.
Aquella noche yo esperaba su llegada del trabajo con la ansiedad del que espera una sentencia de muerte. Esa noche, como algunas otras, se retrasaba; cuando se retrasaba era porque paraba en algún bar de carretera. Aquellas noches eran un alivio por una parte, y un tormento por otra. Alivio porque así pasaba unas horas sin su presencia, y tormento porque no podía dejar de pensar en lo que pasaría cuando volviera; debía de estar en alerta para que su cena estuviera caliente y puesta en la mesa justo cuando él llegara. Si no era de tal manera... ya tenía un motivo de peso para ponerse violento.
Yo esperaba mirando por la ventana por si aparecía el camión. Arrugando el delantal con mis manos observaba una pintada en la fachada de enfrente que decía "LIBERTAD PRESOS POLÍTICOS". Me sentía como uno de esos presos, bajo un régimen opresor que me machacaba día a día y por mucho que lo deseara; no tenía fuerzas para combatirlo. Presa de su dictadura basada en la violencia entre aquellas paredes.
Cuando llegó no tuvo motivos para quejarse, pero no le hacían faltan. Cuando me acerqué a recoger la mesa comenzó a quejarse porque le había tapado un segundo la vista del televisor y estalló; me golpeó en la cabeza y me estampó contra la estantería, me agarró del pelo y me arrastró hasta el balcón. Me zarandeaba y empujaba contra los barrotes, tirándome del pelo me empujaba la cabeza hacia abajo y amenazaba con tirarme.
Francisco Anacoreta Laico
Escritor autodidacta
Miembro desde hace 2 años.
116 historias publicadas.

Para dejar un comentario, inicie sesión
Mila Clemente
30 nov, 00:55 h
He podido sentir la angustia de esa mujer... Aunque yo ya le hubiera estampado un sartenazo hacía tiempo...
elinsurgentecalleja
30 nov, 00:56 h
Relato desgarrador y lleno de incertidumbre.
Maldita lacra social!
Buena narración compañero!
Saludos Insurgentes
Francisco Anacoreta Laico
01 dic, 01:36 h
Gracias
Sther Castilla Morcillo
03 dic, 00:43 h
He visto a muchas mujeres reflejadas en tus palabras. Los presos seguro que vivían con menos miedo q esa mujer.
Desgarrador relato.
Un abrazo
Ismael Salvador
04 dic, 00:16 h
Bruce Lee.... Casi me da algo de la risa.
Francisco Anacoreta Laico
04 dic, 19:37 h
jajaja
Rodelvalu84
05 dic, 23:54 h
Qué horror vivir así...esperando lo peor...Me alegra pensar que el que cayó fue él.
Otras historias participantes en este reto
  • «Ármate de palabras» , de Puri Escuredo Leer »

  • «La chica de labios rojos» , de Marcelacormar Leer »

  • «Florecerán proteas» , de Leyre Jaime Pérez Leer »

  • «JUSTICIA» , de Jaime Cenalmor Leer »

  • «El primer golpe» , de Noelia de la Flor Ruiz Leer »

  • «Lentejas con sacramentos» , de Mikel M Leer »

  • «Ni una más» , de Elvira.lopu Leer »

  • «El maltratador infectado» , de Mila Clemente Leer »

  • «Por fin... he vencido» , de nosololeer Leer »

  • «El último golpe» , de Noelia de la Flor Ruiz Leer »

  • «Mi justicia» , de Víctor Salinas Pérez Leer »

  • «MALTRATO SIN GOLPES» , de Sther Castilla Morcillo Leer »

  • «Que Dios te guarde y ojalá se le olvide dónde.» , de Rodelvalu84 Leer »

  • «He vuelto a sonreír.» , de elinsurgentecalleja Leer »

  • «No soy la criminal aunque mi cerebro me lo diga» , de Marina Nieto Martí Leer »

  • «Nunca estarás sola» , de Desirée Leer »

  • «NEGADA A PRONUNCIAR SU NOMBRE» , de Karmen Rubio Leer »

  • «Dije NO» , de Sther Castilla Morcillo Leer »

  • «XX» , de Ismael Salvador Leer »

  • «Miradas» , de Marga Leer »

Recompensa
+ XP
Acumulas XP y estás en nivel
¡Gracias!