Mario Pavón

«La corbata de patitos»

300 palabras
2 minutos
16 lecturas

Emiliano es el repostero más querido del barrio. Desde niño recuerdo siempre colas llenas los sábados de abuelos que compraban dulces a sus nietos para comer allí. Fue un sueño cumplido trabajar en su pastelería.


Pero duró poco. Un año después, abrieron una sucursal de una famosa cafetería. Precios baratos y sabores plastificados que robó todos los clientes de Emiliano. Al mes siguiente, entró al local el gerente de la cafetería. Pelo engominado, sonrisa de caimán y una corbata de patitos tan hortera que solo podía ser regalada.

Dijo que venía para conocernos, y desearnos una sana competencia, pero sabíamos que venía a regodearse, con intención de ampliar su negocio cuando Emiliano echase el cerrojo.


Hace un mes, fui al local porque me había dejado el móvil. Ya estaba buscando otro trabajo, y necesitaba revisar mis correos. Estaba cerrado, así que abrí con mi llave (tanto confiaba en mí) y fui al mostrador, donde efectivamente lo encontré. Cuando estaba saliendo, oí un extraño ruido en la trastienda. Me acerqué con precaución, pero antes de llegar abrió Emiliano con estrépito. Suele trabajar hasta tarde, pero esa vez estaba bastante alterado. Le dije por qué había venido.


-Muy bien chico, pero vete a casa, mañana empezamos temprano.


Me fui acatando su consejo, rezando porque no notase que algo me había llamado la atención desde la puerta entreabierta de la trastienda: Una corbata de patitos.


Y esa es la historia. Al día siguiente supimos que el gerente  había desaparecido. La policía nos hizo algunas preguntas, pero no fue a más. La cafetería cerró, los clientes volvieron con Emiliano, y yo acepté uno de los trabajos que había buscado.


Una cosa más: Durante una semana, Emiliano estuvo vendiendo unas empanadas de carne, una novedad. Todos la alababan, y Emiliano sonreía.

Yo no probé ninguna.

Reto creativo «David y Goliat»
👨‍👩‍👧‍👦 Tu personaje tiene un pequeño negocio del que viven varias familias. De pronto, una gran empresa abre en el local de al lado y pone todo en riesgo. ¿Cómo actúa?
Mario Pavón
Miembro desde hace 4 meses.
7 historias publicadas.

Para dejar un comentario, inicie sesión
Mila Clemente
05 jul, 00:15 h
Ostras pedazo de final... Jajaja
Elvira.lopu
06 jul, 17:46 h
Final inesperado! jaja
Lucia F.S.
06 jul, 19:06 h
😂😂😂😂😂 risa nerviosa. El terror con humor se lleva bien.
elinsurgentecalleja
08 jul, 01:00 h
Menudos giros da la historia, el giro final es brutal.
Adiós a los patitos, pensó Emiliano, encima sacó beneficio.
Ja,ja,ja!
Me ha gustado.
Saludos Insurgentes
Carmen Santamaría
08 jul, 11:51 h
¡Madre mía! Menos mal que no las comió el prota.
Anastasia Sopale Thompson
09 jul, 01:38 h
¡JAJA, qué buen final, Mario! Visto el panorama, yo tampoco probaría esas empanadas. De hecho, me haría vegetariana incluso. Para pelis de las que erizan el vello...
Otras historias participantes en este reto
  • «Dame una palabra y te regalo un poema» , de Elvira.lopu Leer »

  • «Largas vacaciones» , de Carmen Santamaría Leer »

  • «¡Maldita jungla de asfalto!» , de elinsurgentecalleja Leer »

  • «La 58» , de Lucia F.S. Leer »

  • «Mentiras piadosas» , de Esmeralda Fleitas Leer »

  • «El rincón de la abuela» , de Mila Clemente Leer »

  • «Verde aguamarina» , de Patricia Zamorano Granados Leer »

  • «Un final, un principio.» , de Teresa Durán Leer »

  • «Y llegó el big-market» , de Anastasia Sopale Thompson Leer »

  • «Tentación.» , de Ainhoa Risquez Leer »

  • «La venta del abuelo» , de Francisco Anacoreta Laico Leer »

  • «SENSIBILIDAD» , de Daniel González Irala Leer »

  • «Dejo un trabajo de oficina por la poesía» , de Nani Nanilu Leer »

  • «¿Qué hago con mi vida?» , de Angeyol.fernandez Leer »

  • «Vive el momento» , de I_4eva Leer »

Recompensa
+ XP
Acumulas XP y estás en nivel
¡Gracias!