Rebeca Martín Diosdado

«EL PUESTO DE VIGÍA»

314 palabras
2 minutos
53 lecturas

—¡Capitán! He encontrado a este polizón en el compartimento de carga, entre los sacos de grano. Se subió al barco en un descuido antes de zarpar.

—Muy bien muchacho, ¿qué estás haciendo aquí?—preguntó el capitán.

—Necesito ir con vosotros al nuevo mundo. Mi vida no tiene sentido, mi madre murió y ya no tengo nada por lo que luchar. Solo tengo unas monedas en el bolsillo y un corazón lleno de sueños.

—Te perdono la vida, como castigo estarás en el puesto de vigía, hasta que te ordene bajar.

— ¡Lo que ordene mi capitán!

Charles permaneció más de cincuenta días vigilando el horizonte, bajando únicamente para hacer sus necesidades. Comía, dormía y se tostaba al sol en el punto más remoto del navío.

Las esperanzas escaseaban entre la tripulación, después de todo ese tiempo en alta mar, sabían que morirían si no llegaban a buen puerto.

Una noche cerrada, Charles avistó tierra, mientras que una niebla espesa se acercaba hacia ellos.

—¡Tierra!¡Tierra!

Desde arriba vio cómo la tripulación corría despavorida por la cubierta: se chocaban, balbuceaban palabras que no llegaba a entender. No podía abandonar su puesto, su tarea era informar desde arriba.

—¿Hay alguien ahí?¿Capitán?

Después de llamar una y otra vez, el barco se sumergió en la condensada niebla. Miraba hacia estribor, hacia babor, la punta de la proa se difuminaba y la popa se perdía en la inmensidad. No veía nada. No había nadie.

Permaneció en silencio unos segundos, los cuales se hicieron eternos en la más absoluta calma. Fue aterrador.

Charles despertó con el embiste de la nave sobre el arrecife. Las olas chocaban contra ella sin descanso. Bajó hacia la cubierta y lo que encontró fue estremecedor. Todos estaban muertos.

Escuchó un crujido por la borda, se giró, y allí estaba, una mujer con mirada esmeralda le invitaba a irse con ella, cantando una bonita melodía…

⛰ Tras casi dos meses navegando, cuando ya toda la tripulación asume que morirá en mitad del océano, un marinero avista tierra. Imagina la situación que podría darse a bordo del barco.
Rebeca Martín Diosdado
Soñadora incansable, perseguidora de palabras, creadora de historias increíbles.
Miembro desde hace 1 año.
47 historias publicadas.

Para dejar un comentario, inicie sesión
Jose R.G.
13 oct, 00:22 h
Buen relato con el punto final de la desconcertante mujer.
Rebeca Martín Diosdado
13 oct, 11:20 h
Gracias Jose!!
Victoria Nieto Barrios
13 oct, 01:32 h
¡Muy chulo el final! Igual concretándolo más ya quedaría perfecto :)
Rebeca Martín Diosdado
13 oct, 11:26 h
Gracias por tu comentario Victoria!
Lo he hecho con el fin de que quede un final abierto a la imaginación del lector... Ahí está la magia... Yo me imaginaba a una sirena engatusándolo con su canto para darle muerte, como a todos los demás cuando entraron en la niebla... Qué final le darías tu?? Nos leemos!
Jose R.G.
13 oct, 11:28 h
Yo lo he visto bien. También he asumido que era una sirena, quizás algún dato más, algo sutil, para que quede claro. Pero bueno, para gustos, los colores.
Patricia Zamorano Granados
13 oct, 11:52 h
Oh qué bueno! 👏🏼👏🏼👏🏼👏🏼
Rebeca Martín Diosdado
13 oct, 22:55 h
Gracias Patricia!! 🥰
elinsurgentecalleja
13 oct, 17:33 h
Me ha gustado, pero quizá faltan datos un poco más relevantes en cuánto a la historia se refiere.

Puede ser que le hayas querido dar un aire desenfadado y surrealista, intuyo eso.

El giro final me ha encantado!

Enhorabuena!

Saludos Insurgentes.
Rebeca Martín Diosdado
13 oct, 23:04 h
Sii es un tanto surrealista 😅 supongo que por lo de la niebla quizás, que es lo que no tiene mucha explicación, y por eso lo dejé así, para crear un misterio inexplicable de que aparecieran todos muertos. Y el final abierto a la imaginación... Una sirena en el mar es lo que me imaginé yo 😋 Gracias por tu comentario Insurgente!!
Victoria Nieto Barrios
13 oct, 19:43 h
Debo de haberme explicado mal, ¡lo siento! Quería decir que es un final bastante sorprendente y que me gustaría saber qué más hay tras esos puntos suspensivos. Enhorabuena de nuevo :)
Rebeca Martín Diosdado
13 oct, 23:13 h
Noo no te explicaste mal, para nada, lo entendí! Los puntos suspensivos fue eso, misterio y libre imaginación de un supuesto final para cada lector. 300 palabras se me quedaban cortas para esa idea con tanto que contar. 😝
Muchísimas gracias por las opiniones, a mi me aportan tela, y como dice Jose hay gustos para todo. 💞
Carolina Jiménez Conejero
13 oct, 20:37 h
Escalofriante... Me ha gustado mucho
Rebeca Martín Diosdado
13 oct, 23:15 h
Mil gracias Carol me alegro por eso! 👏🏻👏🏻👏🏻
Jorge Sanova
13 oct, 21:25 h
Hola Rebeca. Bien narrado y bien contado. Me ha gustado. Enhorabuena.
Rebeca Martín Diosdado
13 oct, 23:15 h
Muchísimas gracias por tu opinión Jorge, me alegro!! 😊
Miquel Quetglas (Maiky Forrester)
16 oct, 15:09 h
Ohh! Muy bueno Rebeca!
Rebeca Martín Diosdado
19 oct, 16:58 h
Gracias Maiky!! Me alegro de que te guste!!
Anastasia Sopale Thompson
19 oct, 10:31 h
¡Oh, Rebeca! Sin querer, la supuesta condena realmente fue una salvación, aparte de estar salvado por ¿la sirena? Felicidades.
Rebeca Martín Diosdado
19 oct, 16:58 h
Gracias por tus palabras Anastasia!!
JF
Javier Fonseca Fisterre
20 oct, 13:50 h
Los ojos verdes no son de fiar pero, ¿pero quién se puede resistir a ellos?
Un final que ayuda a trabajar las elucubraciones de la imaginación. Enhorabuena.
Rebeca Martín Diosdado
20 oct, 17:48 h
Estoy totalmente de acuerdo contigo!! No puedes fiarte ni resistirte a ellos, todo queda a la imaginación... 😉 Gracias!!
Otras historias participantes en este reto
  • «Un forastero inesperado» , de Carolina Jiménez Conejero Leer »

  • «Joe el mentiroso» , de Virginia Vic Miron Leer »

  • «Eluney» , de Patricia Zamorano Granados Leer »

  • «Despierta, Carmona, despierta» , de Jorge Sanova Leer »

  • «¡Tierra a la vista!» , de elinsurgentecalleja Leer »

  • «La Española» , de Ivan Del Dedo Martin Leer »

  • «LA PRINCESA DE ÉBANO» , de Rebeca Martín Diosdado Leer »

  • «Visiones» , de Natalia P.V. Leer »

  • «La luna marca el camino» , de Jose R.G. Leer »

  • «Lo que llegó del nuevo mundo» , de Luis Mariano Estela Aldana Leer »

  • «DIOSES IMPERFECTOS» , de JUAN JOSE ROBLES Leer »

  • «He mentido» , de Esperanza Salas Leer »

  • «Monstruos flotantes» , de Vilma De la Rosa Leer »

  • «La tierra comprometida» , de Dani G. García Leer »

  • «Remedios caseros» , de Neurona Ilustrada Leer »

  • «Grito de salvación» , de Paulapenacoba Leer »

  • «¡Tierra a la vista!» , de Antonio Otero Fernández Leer »

  • «CITLALLI» , de Pedro Gálvez Rando Leer »

  • «Amé la sombra de una isla que supo ocultarnos, y ya no me gusta el sol» , de Esmeralda Fleitas Leer »

  • «De monstruos y dioses» , de Victoria Nieto Barrios Leer »

Recompensa
+ XP
Acumulas XP y estás en nivel
¡Gracias!